¿Qué es una "extinción masiva"? Y ¿Estamos en una, ahora?

 Por  y . Noviembre 2019


Humanos están causando, probablemente, lo que las edades de hielo y los asteroides causaron antes.
Imagen: Keith Roper/Flickr, CC BY-SA

Durante más de 3,500 millones de años, organismos vivientes han prosperado, se han multiplicado y diversificado para ocupar todos los ecosistemas de la Tierra. La otra cara de esta explosión de nuevas especies es que las extinciones de especies también han sido siempre parte del ciclo de vida evolutivo.

Pero estos dos procesos no siempre están en sintonía . Cuando la pérdida de especies supera rápidamente la formación de nuevas especies, este equilibrio puede inclinarse lo suficiente como para provocar lo que se conoce como eventos de “extinción masiva”.

Una extinción masiva se define generalmente como la pérdida de aproximadamente tres cuartas partes de todas las especies que existen en toda la Tierra durante un período de tiempo geológico “corto”. Dada la gran cantidad de tiempo desde que la vida evolucionó por primera vez en el planeta, "corto" se define como cualquier cosa menor a 2.8 millones de años.

Desde al menos el período Cámbrico que comenzó hace unos 540 millones de años, cuando la diversidad de la vida explotó por primera vez en una amplia gama de formas, solo cinco eventos de extinción han cumplido definitivamente con estos criterios de extinción masiva.

Estos llamados "Cinco Grandes" se han convertido en parte del punto de referencia científico para determinar si los seres humanos han creado hoy las condiciones para una sexta extinción masiva.


Un fósil de amonita encontrado en la costa jurásica de Devon, Inglaterra.  Los récords fósiles nos ayudan a estimar tasas de extinción.
Foto del autor: Corey Bradshaw.

Las cinco grandes extinciones

Estas cinco extinciones masivas han ocurrido en promedio cada 100 millones de años aproximadamente desde el Cámbrico, aunque no hay un patrón detectable de su momento particular. Cada evento en sí duró entre 50 mil y 2.76 millones de años. La primera extinción masiva ocurrió al final del período Ordovícico hace unos 443 millones de años y acabó con más del 85% de todas las especies.

El evento del Ordovícico parece haber sido el resultado de dos fenómenos climáticos. Primero, un período de glaciación a escala planetaria (una “edad de hielo” a escala global), luego un período de calentamiento rápido.

La segunda extinción masiva ocurrió durante el período Devónico Tardío hace unos 374 millones de años. Esto afectó a alrededor del 75% de todas las especies, la mayoría de las cuales eran invertebrados que vivían en el fondo de los mares tropicales en ese momento.

Este período en el pasado de la Tierra se caracterizó por una alta variación en los niveles del mar y condiciones rápidamente alternas de enfriamiento y calentamiento global. También era el momento en que las plantas comenzaban a conquistar la tierra seca, y hubo una caída en la concentración global de CO₂; todo esto estuvo acompañado de la transformación del suelo y periodos de escasez de oxígeno.


Para establecer una "extinción masiva", primero necesitamos conocer cuál es una tasa normal de pérdida de especies. 
Foto de www.shutterstock.com

El tercero y más devastador de los Cinco Grandes ocurrió al final del período Pérmico hace unos 250 millones de años. Éste acabó con más del 95% de todas las especies que existían en ese momento.

Algunas de las causas sugeridas incluyen el impacto de un asteroide que llenó el aire con partículas pulverizadas, creando condiciones climáticas desfavorables para muchas especies. Estos podrían haber bloqueado el sol y generado intensas lluvias ácidas. Algunas otras posibles causas, aún debatidas, son actividad volcánica masiva en lo que es hoy Siberia, el aumento de la toxicidad oceánica causada por un aumento del CO₂ atmosférico o la propagación de agua baja en oxígeno en las profundidades del océano.

Cincuenta millones de años después de la gran extinción del Pérmico, alrededor del 80% de las especies del mundo se extinguieron nuevamente durante el evento del Triásico. Éste fue posiblemente causado por alguna actividad geológica colosal en lo que hoy es el Océano Atlántico que habría elevado las concentraciones de CO₂ atmosférico, aumentado las temperaturas globales y acidificado los océanos.

El último y probablemente el más conocido de los eventos de extinción masiva ocurrió durante el período Cretácico, cuando se estima que el 76% de todas las especies se extinguieron, incluidos los dinosaurios no aviares. La desaparición de los dinosaurios super-depredadores brindó una nueva oportunidad a los mamíferos para diversificarse y ocupar nuevos hábitats, a partir de los cuales los seres humanos finalmente evolucionaron.

La causa más probable de la extinción masiva del Cretácico fue un impacto extraterrestre en el Yucatán del México actual, una erupción volcánica masiva en la provincia de Deccan de la actual India central-occidental, o ambas en combinación.
Fuente: The Conversation, CC BY-ND


¿Es la actual crisis de biodiversidad una sexta extinción masiva?

La Tierra está experimentando actualmente una crisis de extinción debido en gran parte a la explotación del planeta por parte de los humanos. Pero si esto constituye una sexta extinción masiva depende de si la tasa de extinción actual es mayor que la tasa "normal" o "de fondo" que ocurre entre extinciones masivas.

Esta tasa de fondo indica qué tan rápido se esperaría que las especies desaparecieran en ausencia del esfuerzo humano, y se mide principalmente utilizando el registro fósil para contar cuántas especies murieron entre los eventos de extinción masiva.


En el 2009 se anunció la extinción del murciélago de la isla de Navidad (Pipistrellus murrayi), Australia,  años después de que los conservacionistas expresaran su preocupación por su futuro.
Foto de Lindy Lumsden

La tasa de fondo más aceptada estimada a partir del registro fósil da una vida útil promedio de aproximadamente un millón de años para una especie, o la extinción de una especi por millón de especies-años. Pero esta tasa estimada es muy incierta, oscilando entre 0.1 y 2.0 extinciones por millón de especies-año. Si estamos ahora en una sexta extinción masiva depende en cierta medida del verdadero valor de esta tasa. De lo contrario, es difícil comparar la situación actual de la Tierra con la del pasado.

A diferencia de los Cinco Grandes, las pérdidas de especies de hoy en día son impulsadas por una combinación de actividades humanas directas e indirectas, como la destrucción y fragmentación de hábitats, la explotación directa como la caza y pesca, contaminación química, especies invasoras y calentamiento globale causado por actividades del ser humano.

Si usamos el mismo enfoque para estimar las extinciones actuales por millón de especies-año, obtenemos una tasa que es entre diez y 10,000 veces mayor que la tasa de fondo.

Incluso considerando una tasa de fondo conservadora de dos extinciones por millón de especies-año, el número de especies que se han extinguido en el último siglo habría tardado entre 800 y 10,000 años en desaparecer si simplemente estuvieran sucumbiendo a las extinciones esperadas que ocurren aleatoriamente. Ésto, por sí solo, apoya la idea de que la Tierra está experimentando muchas más extinciones de las esperadas a partir de la tasa de fondo.

Perro salvaje de la India en peligro de extinción.  Antes de la extinción viene un período de disminución de las poblaciones y sus distribuciones. 
Foto de www.shutterstock.com

Probablemente se necesitarían varios millones de años de diversificación evolutiva normal para "restaurar" las especies de la Tierra a lo que eran antes de que los seres humanos cambiaran rápidamente el planeta. Entre los vertebrados terrestres (especies con un esqueleto interno), se han registrado 322 especies en extinción desde el año 1500, o alrededor de 1.2 especies en extinción cada dos años.

Si esto no parece mucho, es importante recordar que la extinción siempre está precedida por una pérdida en la abundancia de la población y una reducción de las distribuciones. Según el número de especies de vertebrados en disminución que figuran en la Lista Roja de Especies Amenazadas de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza, el 32% de todas las especies conocidas en todos los ecosistemas y grupos están disminuyendo en abundancia y distribución. De hecho, la Tierra ha perdido alrededor del 60% de todos los vertebrados desde 1970.

Australia tiene uno de los peores registros recientes de extinción de cualquier continente, con más de 100 especies de vertebrados extinguiéndose desde que llegaron los primeros humanos hace más de 50 mil años. Y más de 300 especies de animales y 1,000 plantas se consideran ahora en peligro de extinción inminente.

Aunque los biólogos todavía debaten en qué medida la tasa de extinción actual excede la tasa de fondo, incluso las estimaciones más conservadoras revelan una pérdida de biodiversidad excepcionalmente rápida, típica de un evento de extinción masiva.

De hecho, algunos estudios muestran que las condiciones interactivas que se experimentan hoy, como el cambio climático acelerado, la composición atmosférica cambiante causada por la actividad humana y las tensiones ecológicas anormales que surgen del consumo humano de recursos, definen una tormenta perfecta para las extinciones. Todas estas condiciones juntas indican que una sexta extinción masiva ya está en marcha.

Basado en artículo de The Conversation. Ttraducido con autorización de los autores. Lea el original en inglés.


Entradas más populares de este blog

¿Cuáles son los beneficios de los humedales?

Una cucharadita de suelo del Amazonia rebosa de hongos

Formación de montañas y monzones ayudan a crear zonas de alta biodiversidad