Simbiosis entre hongos bacterias del suelo = Mejor disponibilidad de nutrientes a las plantas

, abril 2, 2021

Un equipo de investigadores del Instituto Boyce Thompson (BTI)  de la Universidad de Cornell, en Ithaca, New York, ha descubierto un grupo distinto de bacterias que pueden ayudar a que hongos y plantas adquieran los nutrientes del suelo. Los hallazgos podrían señalar el camino hacia métodos rentables y ecológicos para enriquecer el suelo y mejorar el rendimiento de los cultivos, reduciendo la dependencia de los agricultores de los fertilizantes convencionales.

Filamentos, hifas, de los hongos micorrícicos arbusculares se extienden a través del suelo.  Estas hifas, mas pequeñas de un pelo humano, se ven aquí entre las raíces de una gramínea.
Fuente. Maria Harrison, Boyce Thompson Institute.

Se sabe que los hongos micorrícicos de tipo arbuscular (HMA), o endomicorrizas, establecen relaciones simbióticas con las raíces del 70% de todas las plantas terrestres. En esta relación, las plantas intercambian carbono orgánico por nitrógeno (N) y fósforo (P) de los hongos. Sin embargo, los hongos HMA carecen de las enzimas necesarias para liberar nitrógeno y fósforo de moléculas orgánicas complejas presentes en el suelo. 

(Nota: lo hongos micorrícicos son muy eficientes en extraer nitrógeno y fósforo inorgánico del suelo, pero, como las plantas, no pueden usar estos elementos en forma orgánica. Por otro lado, otro tipo de hongos simbiontes, las ectomicorrizas si producen enzimas como fosfatasas ácidas, glicosidasas y quitinasas que pueden liberar N y P de formas orgánicas).

Un trío de científicos del Instituto Boyce Thompson, dirigido por Maria Harrison, se preguntó si otros microbios del suelo podrían ayudar a los hongos a acceder a esos nutrientes. En un primer paso para examinar esa posibilidad, el equipo investigó si los hongos HMA se asocian con una comunidad específica de bacterias. La investigación se describió en un artículo publicado recientemente en The ISME Journal.

El equipo examinó bacterias que viven en las superficies de las hifas de los hongos, estructuras de los hongos que se extienden a través del suelo lejos de su planta huésped. En las hifas de dos especies de hongos, el equipo descubrió comunidades bacterianas muy similares cuya composición era distinta a la del suelo circundante.  "Esto nos dice que, al igual que el intestino humano o las raíces de las plantas, las hifas de los hongos HMA tienen sus propios microbiomas únicos", dijo Harrison. 

"Si estamos en lo cierto, enriquecer el suelo para algunas de estas bacterias podría aumentar el rendimiento de los cultivos y, en última instancia, reducir la necesidad de fertilizantes convencionales junto con sus costos asociados e impacto ambiental", agregó. 


Basado en artículo del Boyce Thompson Institute. Lea el original en inglés.


Entradas más populares de este blog

¿Cuáles son los beneficios de los humedales?

Una cucharadita de suelo del Amazonia rebosa de hongos

Formación de montañas y monzones ayudan a crear zonas de alta biodiversidad